Oración por las almas del Purgatorio

Señor mío Jesucristo,

que no viniste a perder,

sino a librar las almas de los hombres,

de quienes te constituiste remedio y libertad

dando tu vida por su rescate;

humildemente imploramos tu clemencia

y misericordia inefables,

para que te apiades

de todas las almas de los fieles difuntos (especialmente las almas sacerdotales)

que son atormentados en las penas del purgatorio,

a fin de que las que justamente

son por sus pecados afligidas,

sean por tu benignidad perdonadas,

pues las has redimido con tu preciosa sangre,

consigan por los méritos

e intercesión de la Santísima Virgen María

y de todos tus Santos,

que las liberes de las penas que sufren

y las lleves a la gloria,

donde te alaben y gocen

por los siglos de los siglos.

Amén.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *